Maya Mountain Research Farm

El bosque tropical repleto de árboles y plantas con frutos y nueces comestibles que la permacultura tanto alardea está en el sur de Belize. Más precisamente en San Pedro Columbia, en el distrito de Toledo se encuentra esta finca creada y manejada por Christopher Nesbitt desde hace más de 22 años.

En nuestra visita con Eli al poco conocido Belize, decidimos pasar algo más de una semana como voluntarios en el MMRF.


Llegando

El viaje para llegar al lugar ya te traslada a otro mundo. Llegando al pueblo Maya Kek’chi de San Pedro Columbia, navegamos unos 30 minutos río arriba en un dory, una canoa de una sola pieza hecha con un gran tronco ahuecado. El viaje por el Río Grande era contracorriente y nuestro transportista utilizaba una larga vara que apoyaba contra el fondo del río para impulsar la embarcación. Al descender del dorie, caminamos en subida entre bananos, palmas, cacao y café hasta la casa central, donde los locales y algunos voluntarios preparaban la comida.

01.-Llegando-al-MMRF

Algo de historia
Chris, originario de los Estados Unidos, compró estas tierras allá por el año 90 con apenas 22 años de edad. El terreno estaba muy degradado y compactado después de años de monocultura de naranjas y pastoreo de vacas. En la actualidad, el lugar es un complejo sistema agroforestal que ofrece una gran diversidad de alimentos. Además, el MMRF apoya con alimentos a un centro de ancianos en Punta Gorda.

15. visita guiada por MMRF

Seguridad alimenticia a través de la biodiversidad
Con este slogan, Christopher define el trabajo en el MMRF. A diferencia de la mayoría de los pobladores de la zona que “limpian” el monte para sembrar maíz o arroz, en este proyecto la idea es proveer una gran variedad de alimentos, diversificando el bosque tropical y aprovechando los servicios naturales que éste brinda como: hábitat para animales, captura de CO2, retención de humedad y control de la erosión. Con un sistema de capas que imita los patrones del bosque, puedes encontrar especies comestibles pioneras como banana (diferentes variedades), papaya, piña, yuca, chaya y palma de coco. Debajo de la sombra de árboles más grandes como breadfruit (Artocarpus altilis), mango, mahogany, breadnut (Artocarpus camansi), y cajú (Anacardium occidentale) crecen el café, el cacao y la malanga (Colocasia esculenta). Cítricos, varias leguminosas que fijan nitrógeno y muchas otras comestibles que no llegué a conocer de cerca completan el paisaje. Muchas de estas plantas están sobre curvas a nivel para evitar la erosión, así como algunas barreras vivas de pasto vetiver. Con el mismo fin y el de fijar nitrógeno, muchas partes del bosque tienen maní forrajero (Arachis pintoi) como cobertura. Es muy importante este tipo de medidas para prevenir la erosión ya que en este clima la lluvia es demasiado abundante y los suelos se lavan fácilmente.

20. cacao

Es impresionante poder ver un sistema como este en funcionamiento y notar la cantidad de comida que ofrece (para humanos y animales) así como la gran cantidad de materia orgánica que enriquece día a día el pobre suelo de la región.

Los animales del sistema
En MMRF tienen las gallinas más felices que vi en mi vida. Es que tienen un espacio realmente muy grande para andar comiendo y hurgando entre los árboles del bosque. Además de eso, muchos restos de comida de la cocina van a parar a sus picos. Algo que aprovechan mucho es el coco, ya que muchas veces lo utilizan en la cocina para hacer leche de coco dando como “residuo” importantes cantidades de coco rallado que las gallinas disfrutan enormemente. También algunos patos andan sueltos por el lugar. Es muy interesante porque no producen ni compran nada de comida especialmente para las gallinas y estas están sanas y dando abundantes huevos.

16. sistema de cerdos

En la granja también hay 5 cerdos que cada 3 días rotan de corral. Antes de moverlos, colocan en el suelo del nuevo corral una capa de cascarilla de arroz (abundante en la zona) que se encargará de absorber el abono de los cerdos haciendo una pre-composta. Los cochinos son alimentados con una planta silvestre llamada Vega bush (Melanthera nivea) que crece abundantemente en la granja, los restos de cocina y un preparado de plátanos, coles y otras cosas que se producen en demasía en el lugar. Christopher piensa en aumentar a unos 20 el número de cerdos, siendo que puede alimentarlos con los excedentes del lugar y son una buena fuente de ingresos vendiéndolos localmente.

Otro animal importante en el sistema es la hormiga. Aunque no necesita del ser humano, cumple un papel esencial removiendo el suelo y agregando materia orgánica de árboles que necesitan ser podados. Es impresionante ver las interminables filas de hormigas cargando pedazos de hojas de 5 veces su tamaño día y noche.

Ambiente construido
En medio de este bosque comestible, rústicas y sencillas cabañas de madera se elevan del suelo. Cada cabaña tiene, en 3 niveles, 3 dormitorios y un espacio común. Además, está la casa de Chris y Celeni con un gran espacio techado al frente que funciona como comedor y lugar de estar. Junto a éste está la cocina techada pero abierta, con estufa a leña, horno de barro y muy buen espacio para cocinar y procesar los diferentes tipos de comida que produce el bosque. Me gustó mucho que la cocina estaba un poco elevada del piso y alrededor estaba la zona de las gallinas. Entonces podías tirar desde la cocina algunos residuos orgánicos a las gallinas directamente. Los baños son secos composteros y utilizan cascarilla de arroz para cubrir el “aporte”. La regadera al aire libre estaba temporalmente deshabilitada porque se había roto la bomba de agua, por lo que para bañarnos íbamos al río. Al principio no nos gustó mucho la idea, pero luego disfrutábamos mucho de nadar cada tarde en las aguas del Río Grande.

25. lugar de estar

Acuaponia
En este momento están armando un sistema de acuaponia que combina un estanque de peces con camas de hortalizas. La idea es circular el agua del estanque por unos cajones con grava donde crecen los vegetales y luego regresarla al estanque. El excremento de los peces aporta los nutrientes que necesitan las hortalizas y al mismo tiempo las plantas y la grava limpian y oxigenan el agua para los peces. Creo que es un sistema muy interesante que permite producir alimentos en lugares con poca o muy mala tierra. El MMRF basó su diseño en el trabajo de Joel Malcolm (puedes ver más información en www.backyardaquaponics.com)

Voluntariando
Estuvimos 9 días en el programa de voluntariado del MMRF. Durante estos días, compartimos muy lindos momentos con los locales Chris y Celeni, con los coordinadores del programa Britany y Kerem, con un par de trabajadores del lugar y con otros voluntarios.

03. plantando pinas a nivel

Algunas de las tareas fueron plantar piñas y plátanos en curvas a nivel, cosechar vega bush para los cerdos, cosechar y abrir cocos y sembrar algunos almácigos de hortalizas. Mucho tiempo lo pasamos en la cocina, preparando la comida para todos, haciendo leche y aceite de coco, moliendo cacao, etc.13. cosechando yuca con kerem También pasamos largo rato sin hacer mucho más que compartir pláticas e intercambiar experiencias. Fueron muy interesantes una visita guiada por la granja y una plática de sistemas agroforestales que Christopher nos dio. Él tiene muchos conocimientos y experiencia en sistemas tropicales como este. Los coordinadores estuvieron siempre dispuestos a ayudar y hacer tu estancia en el MMRF lo más feliz posible.

Personalmente considero que el programa nos es realmente de voluntarios sino un intermedio entre un curso de aprendizaje, un voluntariado y una colonia de vacaciones. Como es necesario pagar para participar del programa, no hay casi nada de exigencia en el trabajo, mucho tiempo libre y un ambiente de flojera (fiaca) constante. Creo que el programa puede ser interesante para gente que se está acercando a la permacultura y estos temas pero no tanto para gente con algo más de conocimiento. Disfruté mucho de adentrarme un poco en sistemas como este en climas tropicales donde no tengo casi experiencia, sin embargo, esperaba un poco más de trabajo y aprendizaje. También es importante decir que ellos están abiertos a propuestas y proyectos que los voluntarios quieran plantear por lo que si vas con una idea clara de algo que quieras hacer, seguro será una buena experiencia.

En balsa a las ruinas de Lubaantún
Una experiencia muy linda fue la de construir una balsa con bambú que crece en la granja. Empezamos cosechando y cortando el bambú y luego armamos la balsa con alambre. Al día siguiente, el grupo completo nos fuimos río abajo en la balsa y gomones (llantas) hasta la zona arqueológica maya de Lubaantún. Nos divertimos mucho nadando en el río, intentando dirigir la balsa de bambú y compartiendo la visita a las ruinas con lunch incluido. De regreso dimos una vuelta por el pueblo de San Pedro Columbia, una aldea maya con sus tradicionales palapas y las gallinas dando vueltas por ahí. Tomamos una cerveza en un bar del pueblo y tras platicar un rato regresamos caminando por el bosque. ¡Un día inolvidable!

33. Probando la balsa con Eric
En MMRF siempre me sentí muy bien recibido y muy a gusto. Vivir unos días en este paraíso tropical comestible, me hizo dar cuenta una vez más de la abundancia de la naturaleza (incluidos los mosquitos y hormigas). Me encantó poder cosechar, preparar y degustar cosas como breadfruit, leche de coco, yuca, espinaca malabar y otras plantas que varias veces había leído pero nunca conocido. Me pone muy contento poder encontrar gente como Christopher que ha dedicado la mitad de los que va de su vida (con apenas 44 años) a crear este paraíso que beneficia a todos.

www.mmrfbz.org

You can leave a response, or trackback from your own site.

2 Responses to “Maya Mountain Research Farm”

  1. […] MAYA MOUNTAIN RESEARCH FARM Centro de investigación en permacultura y sistemas agroforestales. Ofrecen un curso anual de diseño de permacultura. Tienen programa de voluntarios. Lugar: San Pedro Columbia, Toledo. http://www.mmrfbz.org * ver reseña de Camino Sostenible Maya Mountain Research Farm […]

  2. Hello
    My English is not very good so I translated these words.
    I participated in an experiment done Permaculture and is a great way of life, I am and I have good knowledge Agronomist and the issue of sustainability with great perseverance.

Comenta:

*